right_side
Audifonos Precios - Especialistas en Audicion

Cest la vie en el facebook

Compartir en Facebook

Buscar este blog

Seguidores

In:

El mudo que cuando hablo cayo muerto (Segunda Parte)

Ilustración: Nori Kobayashi Seki













Y va la segunda parte, “R” no sé si te deje satisfecho este relato, pero igual va, público en general, acomódense en sus asientos por favor, las salidas de emergencia se encuentran en la parte superior a un click, llego tarde a esta función, pero he estado un tanto ocupado, antes de empezar quiero agradecerles tanto comentario, la verdad esperé mas puteadas de su parte, pero no sé porqué no lo han hecho, asumo, pensaran que me comporte de la mejor manera y que soy un caballero, un gentleman… ¿recuerdas? En fin ahora si les va, entero y sin profiláctico, fuera luces, arriba el telón… aplausos!!!

El taxi marchaba lento, pues toda lima anda padeciendo de un tráfico espantoso, de tal manera que la repentina extirpación de las cuerdas vocales de “C” me dolía a mí en vez que a ella, pues en medio de la erección-depresión, el tráfico con todo el ruido de las bocinas, OK radio con su música de mierda y ella mas muda que nunca, de verdad me estaban haciendo sentir muy mal.

Vive en Jesús María, llegamos a su casa, en todo caso, ella llegó, porque para ella yo era invisible, y ni mi erección- depresión ni el hecho de que me ofreciera a pagar el taxi casi a gritos pareció inmutarla, caminamos hacia su puerta, se dio la vuelta y dijo “ el que persevera alcanza” ya yo preparaba una de mis sonrisas de alivio cuando de pronto me dio una bofetada que sentí como puntapié, luego entro a su casa, yo, con la erección- depresión y ahora en estado catatónico, me enraicé en aquella puerta unos minutos, pensaba en que quizá se me había volado un diente y que ahora “stuven stone all day” que es mi odontólogo, ya no podría atenderme y que quizá jalaría aquel curso en la universidad, me sentí aun peor por eso, pero además pensaba en que a si es la vida de burlona y que todo esto era muy cómico y en lo linda que se le veía molesta y también pensaba que esa sería la última vez que la vería… de pronto se abrió la puerta, era “C” otra vez, y carajo, que avergonzado me sentí, pues ese minuto se había extendido ya a casi 15 minutos mas y hasta la pierna ya se me había adormecido de seguir inmóvil con mi erección- depresión- estado catatónico, y me repitió, “ el que persevera alcanza” luego me miro fijamente a los ojos y dijo,” ya puedes irte Julio Venegas, ya llegue a casa, sana y salva, y una cosa más, ya sabes donde vivo… recuerda lo de la perseverancia” , luego entro y de pronto mi erección se fue, junto con la depresión y la ausencia de voluntad y movimiento producto de alguna enfermedad psiquiátrica se marcho también y pude irme y así lo hice.

Así se cerró el tema “C” y hasta el día de hoy es así, yo estaba saliendo con “E” así que a eso me dedicaría, no puedo negar que mi ego subió hasta el quinto cielo, pero a “E” le gustaba la fotografía y además escribía, y todo parecía ir bien… el lunes siguiente, me encontraba yo en otro café pero esta vez con “E” y que buen café hacen en el Berizzo, y que frio hacía en lima esa noche y como me estaba ardiendo la lengua pues me había quemado con aquel riquísimo americano, y quizá ahora tenía problemas auditivos y ya no de habla, pues “E” parecía esforzarse en decirme algo de dejar las cosas ahí, algo sobre las prioridades, algo sobre su madre, algo de pero estoy aquí y me gustas, pero en dialecto desconocido, y ya casi la veía borrosa, casi desdibujada o mas bien como despintándose, cuando de pronto se acerco el mesero, quien nos avisaba que el café estaba cerrando, acción que de golpe me despertó del letargo ponzoñoso en el que estaba cayendo y entonces me di cuenta que oía bien, y era eso lo que me acababa de decir y todo en español, y quise reír, reír como un loco, y jalarme los pelos de risa, y literalmente cagarme de risa, y pensé otra vez en lo burlona que es la vida y que cómico es todo esto.

No pedí explicaciones, al menos no trate de hacerlo, no acompañe esa noche a “E” a su casa, no quise pensar en nada esa noche, solo quería llegar a casa y reírme a carcajadas, no risa nerviosa, si no risa cachacienta, reírme de mi mismo y de lo burlona que anda siendo la vida conmigo últimamente.

Aun hay pan por rebanar en esta historia, aun le falta un final, al menos eso creo yo, pero he decidido terminarla para Uds. en el párrafo anterior, estoy abierto a la crítica, pero les dejo algo mas… no me siento mal, estoy tranquilo y me ha divertido mucho contarles todo esto, además gracias a una persona que anda muy lejos he recordado que la vida es simple y que el que se complica se jode, ¿ahora que piensan?

Gracias totales. Abajo el telón.

In:

El mudo que cuando hablo cayo muerto (Primera parte)

Ilustración: Nori Kobayashi Seki

Contare algo que tengo guardado hace algunos días y quizá no sea tan literario este post ni tenga muchas bromas, pero como dije en un principio, es algo que deseo contarles, para contextualizar diré que estuve saliendo con alguien, “E”, fue algo extraño pero no por eso malo, sino todo lo contrario, conocí a “E” de una manera inusual, amiga de la amiga de un amigo que es casi como un hermano, nos tratamos y establecimos una conexión bastante fuerte, así que luego de algún tiempo lo lógico fue empezar a salir, y así lo hicimos.

Ambos veníamos de una relación larga, de esas que son casi indelebles, digo casi, porque nada es indeleble y eso es bueno, ella tenía todo un rollo, medio fresco aún con su antiguo pasajero y yo por mi parte acaba de salir por knockout de mi último intento por solucionar las cosas con mi antigua pasajera, asi que aun con la toalla en el cuello y magullado por los golpes decidí que eso había acabado, y mi vida de boxeador masoquista llegó a su fin.

Las cosas marchaban bien, hablábamos harto, y como que ambos andábamos entusiasmados con la situación, así que, bueno," salgamos como que más en serio y no plan wevero y a ver qué pasa…" y en eso estábamos. Y me aproximo a lo que quiero llegar, hace dos sábados fui a una disco acompañando a un amigo el cual vería a una de sus antiguas pasajeras, la importante, digamos la V.I.P, el también traía todo un rollo con ella y se sentía confundido y asustado así que yo sería el brazo de apoyo e iría con él a esa especie de reencuentro - cita, la noche ponía, buena música, trago en cantidades industriales y buen ambiente en general, llegamos y la antigua pasajera “M” estaba con su mejor amiga “C” y está definitivamente tiene que ir con mayúsculas porque era de mi tamaño, guapísima, sexy, yo al verla literalmente enmudecí, asi que en toda la noche no le dije nada y me limite a sonreír en silencio, bailar en silencio y beber en silencio hasta que llego la hora de despedirnos, y como es lógico, también me despedi en silencio y muy mudo me fui a casa, al amanecer pude volver a pronunciar algunas palabras, de a pocos hasta que regreso la fluidez.

Hasta ahí todo normal, linda la chica, pero yo estaba saliendo con alguien, y la cosa iba bien, y me encantaba “E”, y le gustaba la fotografía y escribía también, y yo pensé que ella era, “C” consiguió mi teléfono y me invito a una de esas discotecas llenas de gente, música, alcohol y juerga, pero todo bonito y caro, yo no quería, pero quería ir, me daba curiosidad el saber que plus le había encontrado esta chica al mudo para volver a verlo, pero “E” me encantaba y no me daba la gana de perderme un ratito y olvidarme de ella, le ofrecí tomar un café y charlar en vez de su noche de juerga, aceptó.

Charla amena, divertidísima, miradas largas, fijas, y con esos ojos hermosos, podían ser muy largas y yo no me daría cuenta jamás, por su lado, interesadísima de cada palabra que salía de mi boca, ósea, ¿ya estaba? ¿Para llevar? Quizá, pero no quise, y decidí contarle que estaba saliendo con alguien, y que me encantaba, y que tomaba fotos y escribía, y que era interesante y le hable de lo bien que parecía estar yendo todo, y no quiero que crean que me estaba enamorando o algo parecido, es solo que creí que las cosas iban como esperaba que sean. Si ya se, “que tal baboso, cojudazo se te regala un cuerote y no la haces porque estas saliendo con alguien y encima le cuentas, huevón”. Pero solo les cuento lo que pasó, ya luego me juzgan, y ¡háganlo por favor!

Luego de que termine de hablar, “C” me dijo que si ella hubiera sabido que yo salía con alguien no estaríamos ahí sentados y que, era una pena porque ella, amistad no quería conmigo, en medio de mi repentina erección me sentí bastante huevón, no por haber dicho lo que dije, si no por toda la situación en la que me encontraba, “C” estaba buenísima y me quería levantar además y yo prácticamente pisotee su orgullo hablándole de “E”. enseguida me pidió salir del café, dejarla en su casa, todo en mudo, porque no dijo nada, solo se puso de pie y camino y yo que entiendo algo de mudo, asumí que era un déjame en casa, y nunca más me hables, así que eso hice.

Hasta aquí contare esta primera parte, ¿qué piensan? ¿Cojudo? esperen a que lean la segunda parte.

In:

Crímenes perfectos, noches frias… hoy solo es hoy y hoy no es más amarillo, aunque quede un cigarro mojado y las pinturas, y sus contrastes, no mas



Estoy cansado, hace frio y mas frio, está totalmente frio, ¿será que las cosas no vuelven al mismo lugar? pero igual no tengo a donde ir, Calamaro… apareces en los peores momentos mostrándome crímenes perfectos, cartas sin marcar, si Calamaro, resulta que si puedo entender lo que te pasa a ti esta noche, la moneda cayo por el lado de la soledad… y como dirías tu, si no termina, se contamina y luego se cubre de polvo.

Solamente sale afuera la peor manera, y se seca, y te juro que entiendo lo que te pasa esta noche, ¿y quién tiro la moneda? La vida tiene burlas, y lo sé, ¿Dónde están los aviones? ¿Sabes? queda un cigarro mojado y no quiero que se termine, no quiero y es el último y hace frio para ir a buscar más, y ¿recuerdas? Estoy cansado y ¿sabes que mas? Brindo por el momento y brindo porque me olvido los motivos porque brindo, por el recuerdo y el olvido, brindo con emoción pero también con frialdad, desde un rincón del mundo… brindo contigo.

Todo lo que digo esta de mas, y ya sabrás comprender, es solo un rato, no mas y aunque suelo exagerar y eso también lo sabes, hubo un día, quizá varios, en que el mundo se puso color amarillo y dejo de ser azul y me sorprendí y hoy me sorprende la sorpresa con otra sorpresa y ya el mundo no está amarillo ni tampoco azul y quizá pueda dar gracias por esto último, pero es solo mi perspectiva,¿ de qué color se verá el mundo del otro lado?

Hoy solo es hoy, pinto contrastando texturas, la temperatura de alguna mirada, busco las palabras correctas y hoy solo es hoy, sigo atardeceres, la textura de una piel, las mañanas, los anocheceres… y en el fondo… tu música de fondo, los destinos, pero recuerda que hubo un día o quizá varios que se pintaron de aquel color, pero fue solo un rato, no mas y hoy solo es hoy y las cosas no vuelven al mismo lugar porque la vida tiene burlas

No quiero uno civilizado, con recibos y escena de un sofá, no quiero viajes al pasado ni regresos del mercado con ganas de llorar, no quiero sembrar ni compartir, no quiero cargar con maletas, no quiero domingos por la tarde, tampoco quiero corazones cobardes, no quiero comerme una manzana dos veces por semana sin ganas de comer, no quiero calor de invernadero, ni besar cicatrices, no quiero ni libre ni ocupado, ni carne ni pecado, ni orgullo ni piedad, no quiero contigo ni sin ti y lo que yo quiero es que hoy no sea solo hoy, y que lo que pinte, en verdad contraste y que esa temperatura de alguna mirada me haga escribir las palabras correctas y que Calamaro y Sabina me miren complacidos, porque ellos también vieron aquellos días amarillos y hasta los azules, y aunque no era la más guapa del mundo, era más guapa que cualquiera,¿ verdad Sabina?